sábado, 25 de junio de 2016

El impacto de la coalición Podemos- Izquierda Unida en el mapa electoral español

Mientras intentamos hacer la digestión del desastroso resultado del referéndum británico, conforme a lo prometido, pasamos a analizar el impacto de la coalición Podemos-Izquierda Unida en las próximas elecciones, que, tan solo por sí misma y dado que las encuestas parecen reflejar que la mayor parte de los votantes de ambos partidos continuarán votándola, tendrá un enorme impacto (esencialmente, porque los votos de Izquierda Unida que tradicionalmente se desaprovechaban ahora no se perderán), en nuestro sistema de pequeñas circunscripciones provinciales.

Recordemos los resultados del 20 de diciembre:

PP- 123 diputados.
PSOE- 90 diputados.
PODEMOS + Izquierda Unida- 71 diputados (69 + 2)
Ciudadanos- 40 diputados

Pues bien, si simplemente nos limitamos a sumar los votos que tuvieron PODEMOS e Izquierda Unida en todas las circunscripciones en las que se presentaron por separado en diciembre de 2015 (todas menos Cataluña y Galicia), el impacto que esa suma produce en el resultado por escaños es muy significativo:

PP- 117 diputados (-6)
PSOE- 87 diputados (-3)
UNIDOS PODEMOS (UP)- 86 diputados (+15)
Ciudadanos (C's)- 35 diputados (-5)
PNV- 5 diputados (-1)

Los demás partidos, sin cambios.

¿Donde se redistribuyen los escaños?. Véamoslo por Comunidades Autónomas y provincias:

ANDALUCÍA: UP gana 4 diputados, a costa del PP (-2), el PSOE (-1) y C's (-1). Concretamente:

- En Sevilla, UP gana un escaño a costa de C's.
- En Córdoba, UP gana un escaño a costa del PSOE.
- En Málaga y Granada, lo gana a costa del PP.

MURCIA: UP gana un escaño a costa del PP.

COMUNIDAD VALENCIANA- Valencia gana un escaño en estas elecciones (lo pierde León) y teóricamente se lo lleva UP, en lugar del PP, que es lo que hubiera ocurrido de continuar separadas Podemos e IU. 

PAÍS VASCO- UP gana 2 diputados, a costa del PNV (-1) y del PSOE (-1). Concretamente:

- En Vizcaya, UP gana un escaño a costa del PNV.
- En Álava lo gana a costa del PSOE, que se queda sin representación.

CASTILLA LA MANCHA- UP gana 3 diputados, a costa del PP (-1) y de C's (-2). Concretamente:

- En Ciudad Real, UP gana un escaño a costa del PP.
- En Albacete y Guadalajara, UP supera a C's y consigue quitarle su escaño en ambas circunscripciones.

CASTILLA Y LEÓN- C's perderá probablemente su escaño por León, aunque en este caso no por UP, sino porque León pierde un escaño frente a Valencia por declive demográfico.

ARAGÓN- UP le arrebata dos escaños al PP, uno por Zaragoza y otro nada menos que por Teruel (¡una provincia de tres diputados!)

BALEARES: el caso balear es algo más peculiar si cabe, porque UP engloba no sólo a Podemos e Izquierda Unida, sino también a MÉS, la coalición de nacionalistas baleares. Dicha fusión conseguirá un escaño más, a costa del PSOE.

CANARIAS: Por último, en las Canarias, UP conseguirá un escaño más en Santa Cruz de Tenerife, a costa de C's.

Como se puede ver, la coalición UNIDOS PODEMOS conseguirá, gracias a la fusión, escaños en circunscripciones en las que no los logró en diciembre de 2015: Córdoba, Ciudad Real, Albacete, Guadalajara, o Teruel, además del segundo o incluso el tercer diputado en muchas otras, principalmente del interior de España, en las que los votos de Izquierda Unida se perdían en su totalidad (piénsese que en las últimas elecciones ninguno de los votos de Izquierda Unida obtuvo representación fuera de Madrid).

Pese a todo, podría darse la paradoja de que pese a superar claramamente en votos al PSOE (5.545.315 votos los socialistas, 6.139.494 votos UNIDOS PODEMOS), los primeros tuvieran más escaños que los segundos. Pero si las encuestas no fallan (¡aunque sí que fallan- véase el Reino Unido!) parece que el PSOE retrocederá algo más en votos respecto a hace seis meses, lo que probablemente le hará también ser superado en escaños por UNIDOS PODEMOS.

Decíamos, por último, en nuestro anterior apunte, que el sistema electoral español provocaba distorsiones importantes. Véase la distribución del voto por bloques en las últimas elecciones:

PP + Ciudadanos: 42,65% del voto, 163 escaños (46,57% de los escaños)
PSOE + Podemos + IU: 46,36% del voto, 161 escaños (46% de los escaños).

Ahora, en cambio, la distorsión se vería claramente corregida si los resultados se repitieran:


Unidos Podemos + PSOE: 46,46% del voto, 173 escaños (49,43% de los escaños).
PP + Ciudadanos: 42,65% del voto, 152 escaños (43,43% de los escaños).

Con estos resultados, indudablemente, la posibilidad de un gobierno de centroizquierda sería mayor de lo que lo fue en diciembre del año pasado, aunque a día de hoy resulta difícil ver al PSOE apoyando a Pablo Iglesias como presidente del Gobierno.

En la última entrada analizaremos (con mucha prudencia y granos de sal) las encuestas para ver si esta mera traslación matemática de la coalición Podemos-Izquierda Unida tiene visos de producirse.