sábado, 3 de octubre de 2015

Una Cataluña partida en dos

Aunque tras las elecciones del domingo pasado todo el mundo intenta arrimar el ascua a su sardina, el resultado es inequívoco al menos en un sentido: Cataluña está casi perfectamente partida en dos entre los partidarios de la independencia y los que no lo son.

Con el voto ya escrutado al 100%, incluyendo el voto exterior, la división (teórica) del voto es la siguiente (excluimos al PACMA y a los Piratas, que no tienen posicionamiento -y en el caso de los Piratas, apenas votos-):

Bloque independentista: JXS + CUP: 1.966.768 votos (48,42%)
Bloque no independentista: C's + PSC + CSQEP + PP + Unió + Recortes Cero + Ganemos: 2.095.438 votos (51,58%)

Una queja reiterada del independentismo es que no deberían computarse a los votantes de Catalunya Sí Que Es Pot y Unió en el bando no independentista. Es una queja parcialmente legítima, porque aunque en ambos casos tenemos datos que indican que la mayoría de sus votantes no son independentistas, tienen en su seno pequeñas minorías que sí lo son.

Concretamente, la encuesta de Metroscopia para EL PAÍS previa a las elecciones preguntaba a los distintos partidos cuál era su posición sobre la independencia, y los votantes de CSQEP indicaban que estaban 23% a favor - 66% en contra. Asignando equitativamente los indecisos, nos sale una distribución total del 25,84% a favor y del 74,16% en contra de la independencia entre los votantes de CSQEP.

(Escojo la encuesta de Metroscopia a conciencia porque sobrevaloró el voto independentista, por lo que los datos son lo más favorables posibles a éstos).

Ahora bien, si computamos eso, también tenemos que computar, por una parte, al 4% de votantes de JXS y al 7% de las CUP que se declaran contrarios a la independencia (4,08% y 7,37% una vez asignados los indecisos) y al 5% de votantes del PSC y ¡el 1% de votantes del PP! que se declaran favorables a la independencia en esa misma encuesta (5,15% y 1,01% una vez asignados indecisos).

Nos queda Unió. En esta entrada de eldiario.es, basándose en la encuesta preelectoral del GESOP, se le asignaba un 9% a los votantes independentistas de Unió. Si acudimos a la última encuesta del Periodico de Andorra, el 18,7% de los votantes de Unió declaraban sentirse "sólo catalanes".

Unió precisamente rompió con CDC por la cuestión del independentismo, por lo que también parece evidente que la mayoría de sus votantes no se decantan por éste. Pero interpretemos los datos del modo más favorable posible para éstos y asignémosles este 18,7% de la encuesta del Periodico de Andorra. ¿Cómo quedan los resultados una vez efectuados estos ajustes?

Bloque independentista:

1.563.387 (JXS ajustado) + 312.998 (CUP ajustado) + 95.020 (independentistas CSQEP) + 26.947 (independentistas PSC) + 3.528 (¡independentistas PP!) + 19.316 (independentistas Unió)= 2.021.196 votos

Bloque no independentista:

736.339 (C's) + 496.287 (PSC ajustado) + 272.705 (CSQEP ajustado) + 345.769 (PP ajustado) + 83.979 (Unió ajustado) + 66.458 (JXS unionistas) + 24.896 (CUP unionistas) + 15.548 (Recortes Cero y Ganemos)= 2.041.981 votos

Podemos discutir pequeños porcentajes arriba y abajo, pero lo cierto es que Cataluña está casi perfectamente dividida entre partidarios y adversarios de la independencia.